Ni se imaginan como cambian nuestros ánimos durante la semana cuando ganamos. Todos nuestros afectos desean una victoria de Liverpool solo para no vernos con la peor cara de ojete del mundo aunque les importe tres mierdas el fútbol o quieran hacerte entender que «es solo fútbol y hay cosas más importantes». Cuando ganamos, todo es felicidad, como lo va a ser esta semana esperando lo que se tras haberle ganado a Rentistas manteniendo la esperanza. Cuando perdemos, somos un bajón constante y no hay argumento que puedan utilizar para que estemos bien.

Nuestras motivaciones son seguramente distintas. Ustedes juegan porque es su trabajo, porque quieren salvar a sus familias con un pase, porque quieren ser famosos y estar rodeados de minitas, o por el motivo que sea. Nosotros vamos a la cancha por amor, porque así nos lo inculcaron desde chiquitos. Es un amor sano, incomparable y honesto que hace que estemos siempre e INCLUSO MUCHO MÁS cuando estamos con un pie en la B como ahora, porque así nos lo enseñaron y así ha sido toda la vida, poniendo el amor al cuadro por sobre los éxitos deportivos. Basta con ver que habiendo perdido seis partidos seguidos llenamos sectores visitantes para demostrarlo..

De ustedes depende nuestro estado de ánimo. Hemos jugado muy bien, bien, mal, espantoso y soberanemente como el orto. Podemos analizar los errores que llevaron a que nos clavaran con goles infantiles. Podríamos decir «este no metió, este tiró un centro a la mierda, este no corrió, este estaba más preocupado por salir para la foto», pero en este momento no tiene sentido y no aporta. Lo que pasó, pasó. Ahora dependemos de nosotros mismos. Ahora dependemos de ustedes.

Nos quedan TRES FINALES de las cuales estamos obligados a ganar DOS para llegar con aire al último partido. Necesitamos de ustedes. Necesitamos que se mentalicen en que los dos partidos que tenemos de local son DOS FINALES DEL MUNDO para darnos la alegría que merecemos como hinchas. Por respeto a nosotros, los que estamos siempre, los que dejamos de lado trabajos, afectos, familia o tiempo libre para poder estar ahí sin otra recompensa que ver la victoria del club de nuestros amores. Por respeto al club presidido por un tipo que se asegura que esté todo para para que puedan trabajar pensando únicamente en el partido que viene, y no en cómo van a ir a entrenar mañana porque no tienen plata para el bondi, o cómo van a conseguirle un plato de comida a sus familias, o cómo van a bañarse después de entrenar en un lugar que ni siquiera es del club, algo que pasa en otras instituciones que tienen más puntos que nosotros en este momento. No deberíamos ni mencionar estas diferencias que no deberían existir porque todo futbolista es un laburante que merece trabajar en las mejores condiciones, pero sabemos que en este sentido Liverpool está muy por encima de varios y les exigimos acorde a su potencial.

Quizás no somos una cantidad masiva de gente, quizás la prensa no habla de nosotros y quizás ustedes no terminen de entender lo que sufrimos y cuánto dependemos de ustedes para estar felices, pero sean conscientes que de ustedes depende nuestro estado de ánimo, y esa es una presión hermosa que a cualquiera de nosotros nos encantaría tener. Cualquiera de nosotros dejaría todo para vestir la negriazul y salir a la cancha a defender la permanencia con uñas y dientes, pero quiso el destino que no tengamos las condiciones futbolísticas para hacerlo y que nuestro sustento familiar pase por otro lado, por lo que lo único que podemos hacer es ir todos los partidos.

Los puteamos, los queremos, los volvemos a putear, los volvemos a querer, pero los necesitamos. Necesitamos que estén concentrados A MUERTE en lo que se viene. Necesitamos que Bava vuelva a ser el de las primeras fechas, teniendo tapadas claves y brindando seguridad. Que Mallo y Díaz saquen todo lo que venga y estén atentos en la marca, como cuando empezamos la remontada. Que el keke Almeida tenga tres huevos y deje todo tanto en la marca como en las proyecciones en ataque, siendo éstas concluidas con buenos centros o buenas triangulaciones. Que Pablo Pintos, o Sandoval, o Torrecillas o el que juegue por derecha no permita que NADIE entre por su lado y cuando le toque atacar, que no tire ni un centro de mierda. Que Freitas juegue como contra Rentistas, sin ser tarjeteado, sin hacer fouls al pedo, generando peligro en ataque y llegando al área sin miedo. Que Seba Rodríguez siga siendo la manija del equipo, buscando siempre el pase distinto, dejando todo, corriendo, marcando y que no desaproveche ni UNA pelota quieta. Que Aprile deje todo en la marca y sea bueno con la pelota, combinándose con sus compañeros. Que Fede Martínez siga corriendo y metiendo pero que también le empiecen a salir bien los tiros al arco o los intentos de dribbling. Que Junior se ponga el equipo al hombr,y que sea la figura, que haga goles, que festeje con los hinchas, pero también que los haga hacer como debió haber hecho con el colo. Que Candia la rompa como contra la IASA. Que De La Cruz entre como con Rentistas, con ganas de ser la manija del equipo a pesar de su corta edad. Que el colo meta y meta hasta que llegue su gol. Que Pablo García muestre que ya está consolidado en primera y no le vamos a decir más «el pibe que volaba en la quinta», que Martiñones, Ferreira, Macaluso, Torrecilla, Toledo, y todos los que les toque estar en el banco apoyen anímicamente desde afuera y estén preparados con todo para entrar si les toca.

Jugadores, de ustedes depende que todas las críticas por la situación grave que atravesamos se conviertan en elogios y en alegría de esta gente. Tenemos más que claro que MERECEMOS quedarnos en primera. Por la gente, porque históricamente hemos sido la única institución que mantiene una postura independiente desde su nacimiento, por lo que somos hoy en día y por lo que podemos ser es que les pedimos que jueguen con nuestro sentimiento, pero con sus condiciones futbolísticas, que las tienen de sobra

¡¡¡VAMO ARRIBA QUE TIRAMOS TODOS JUNTOS PARA EL MISMO LADO!!!

Nuestro apoyo VA A ESTAR, ténganlo claro. De ustedes depende retribuirlo con al menos dos victorias

Juan Pablo Aguirre

Socio 2481 (de nacimiento)

«Entonces si a mí me decían que tenía que matar a mi vieja, que tenía que hacer cagar a Kenedy, me daba lo mismo hermano! Hay partidos que no se pueden perder! Y qué! Te vas a dejar basurear por estos soretes! Para que después te refrieguen y te pongan la bandera por la jeta toda la vida! No mi viejo. Entonces hay que recurrir a cualquier cosa. Es como cuando tenés un pariente enfermo viste. Tu vieja por ejemplo. Que por ahí sos capas hasta de ir a la iglesia viste.
Y te digo yo, esa vez no fui a la iglesia. No fui a la iglesia porque te juro que no se me ocurrió, mirá vos que si nó te aseguro que me confesaba. Y todo si servía para algo» –  Roberto Fontanarrosa, en 19 de diciembre de 1971