El sitio web Kotatu hizo eco de una carta escrita por empleados de Riot Games en la que denuncian abusos y trato sexista y denigrante. Esta denuncia fue hecha en primero en forma interna, pero tras no recibir respuesta decidieron hacer público el hecho que incluía desde el envío de fotos de miembros viriles, hasta haber drogado y violado a una empleada. Riot emitió un comunicado explicando que las cosas iban a cambiar y mejorar.